Licaón, el primer hombre lobo.

Licaón, el hijo de Pelasgo, realizó las siguientes invenciones, todavía más inteligentes que las de su padre: fundó la ciudad de Licosura en el monte Liceo, dio a Zeus el nombre de Liceo y fundó los Juegos Liceos. Que las Panateneas entre los atenienses no fueron establecidas entes yo lo creo. Efectivamente, el nombre de estos juegos era Atenas, y dicen que fueron llamadas Panateneas en tiempo de Teseo porque fueron instituidas por todos los atenienses reunidos en una sola ciudad.

                        1421 m.
 Los Juegos Olímpicos, como los remontan antes de las raza humana, diciendo que Crono y Zeus lucharon allí y que los Curetes fueron los primeros que corrieron, por este motivo los excluyo de la presente relación. Yo creo que Cécrope, rey de los atenienses, y Licaón eran contemporáneos, pero no tenían la misma sabiduría en los asuntos divinos. Cécrope, en efecto, fue el primero que llamó a Zeus Hípato y consideró justo no sacrificar nada de los que tuviese vida, sino que ofreció sobre el altar tortas locales que todavía en nuestro tiempo los atenienses llaman pélanoi. Pero Licaón, por su parte, llevó al altar de Zeus Liceo a un niñó recién nacido, lo sacrificó y derramó como libación su sangre sobre el altar, y dicen que él inmediatamente después del sacrificio se convirtió en lobo.
PAUSANIAS, Descripción de Grecia VIII, 2 1-3

Licaón. Grabado por Hendrik Goltzius